6/01/2008

Público, privado e común

«Mediante dos fragmentos ampliamente comentados del Corpus iuris que definen con palabras idénticas respectivamente el derecho público y el derecho privado –el primero “lo que se refiere a la condición del Estado romano”, el segundo “lo que atañe a la utilidad del individuo”–, la pareja de términos público/privado ingresó en la historia del pensamiento político y social de Occidente, a través de un uso constante y continuo, sin cambios sustanciales, y terminó por volverse una de las “grandes dicotomías” de las que una o más disciplinas jurídicas –no sólo las disciplinas jurídicas sino también las sociales y en general las históricas–, se sirven para delimitar, representar y ordenar su campo de investigación». Así comeza Estado, gobierno y sociedad. Por una teoría general de la política cuxo primeiro capitulo La gran dicotomía: público y privado é o punto de partida de Norberto Bobbio para repasar os diversos conceptos políticos –sociedade civil; estado, poder e goberno; democracia e dictadura– dos que se foi dotando occidente dende a antigüidade até as fracasadas experiencias do socialismo real. Uns conceptos que, tal como nos mostra Bobbio, irán collendo forma sobre todo a partir dos escritos políticos da modernidade e que, en opinión de Antonio Negri, entran en crise ao encararmos a “cesura” que supón a posmodernidade. Para Negri é necesario pensar novos conceptos políticos para os novos tempos da biopolítica ou, botando man de Marx, para os tempos da “subsunción real da sociedade baixo o capital”, nos que a sociedade se confunde coa mercadoría e “la contradicción y el antagonismo determinados por la producción de mercancías han investido a toda la sociedad”.
En La fábrica de porcelana. Una nueva gramática de la política (2008), Antonio Negri repensa a gran dicotomía estudada por Bobbio do seguinte xeito: «Cuando se pasa de la apropiación privada a la apropiación pública a través del Estado, las categorías de la apropiación misma no cambian. El derecho público nace de la transformación de las instituciones jurídicas: en el paso de la apropiación del Estado feudal y patrimonial al desarrollo del Estado burgués y capitalista avanzado. (...) En el Estado moderno, no existe una real diferencia entre la apropiación privada y la apropiación pública: una y otra se fundan en las reglas de la explotación y de la exclusión, es decir, en las que son y siguen siendo fundamentales para la gestión del capital. (...) En la realidad, lo público y lo privado son ahora indistintos: sólo mantienen su distinción en el terreno de la pretendida "ciencia del derecho", es decir, sobre el terreno de las prácticas de dominación. Lo que, por el contrario, trastoca el marco que acabamos de describir, es la revelación de la emergencia de lo común».
Negri dá varios exemplos nos que observa esta emerxencia do común a partir da indistinción do público e do privado. Entre eles están Internet –«lo que ahora ocurre en la Red, y la manera en que los derechos público y privado entran en conflicto con prácticas comunes, es ahora un fenómeno cotidiano»– e as biotecnoloxías –«porque los productos de esas tecnologías, por una parte, y su base común, natural, por la otra, no se dejan separar por operaciones privadas».
Na pasada manifestación do 8 de xuño en contra dos recheos, matinaba eu se o que estabamos a demandar as diversas individualidades e redes que alí nos xuntabamos non era tamén que a nosa ría non é susceptible de ser apropiada nin por entidades suxeitas a dereito privado nin por entidades suxeitas a dereito público senón que o noso pequeno mar debe ser considerado, como propón Antonio Negri, simplemente baixo a categoría do común. E cavilaba tamén que esta demanda non debería considerarse totalmente utópica ou irrealizable porque, mutatis mutandis, non nos fai lembrar todo isto a figura xurídica do mancomún (no seu momento a teima do Estado franquista por abolila tamén mesturou intereses públicos e privados) inventada pola sociedade rural galega para usufructuar os montes dende tempos inmemoriais?